Escenografía de un milagro natural

Escenografía de un milagro natural

El doctor en Geografía José Antonio Castillo Rodríguez ha impartido una conferencia este pasado miércoles 18/4/2018 en el Teatro Felipe VI de Estepona, dentro del marco del XLV Congreso Nacional de Parques y Jardines Públicos que se celebra en la localidad, con el título “Sierra Bermeja. Escenografía de un milagro natural”.

De la charcha pueden deducirse las siguientes conclusiones:

1. Las autoridades incluyen peridotitas, de altísimo valor ecológico, en el Parque Nacional Sierra de las Nieves propuesto, pero se dejan lo mejor fuera: Los Reales de Sierra Bermeja. No se entiende. Es conveniente un único parque incluyendo a toda Sierra Bermeja, con el nombre de Serranía de Ronda.

2. El pinar no protegido suficientemente puede suponer un peligro por incendios a los diseminados y urbanizaciones de lujo. Es importante proteger el pinar dotándolo de las medidas suficientes para prevenir y controlar incendios.

3. Sierra Bermeja es un banco de agua captada de la atmósfera (precipitación y criptoprecipitación), que desagua por su arroyos y ríos que son los que recargan el acuífero litoral y evitan su salinización y generan playas en lugar de pedregales. Se necesitan ríos y arroyos que funcionen como tales.

4. El parque nacional de la Serranía de Ronda contribuiría a frenar incendios por el laboreo, la cualificación y la infraestructura que conllevaría y, con ello, preservaría a la inmensa riqueza botánica de la devastadora acción de esos incendios.

5. El parque nacional es vital para el mantenimiento de los municipios del Valle del Genal, en dramático retroceso poblacional y en inminente peligro de padecer una catástrofe cultural. El parque nacional puede ser el motor económico que esos municipios necesitan para sobrevivir.

Por |2018-05-17T22:26:31+00:00abril 18th, 2018|Categorías: Divulgación|Etiquetas: , |

About the autor:

La Plataforma Sierra Bermeja Parque Nacional, constituida en el año 2007 e integrada por personas, asociaciones y entidades vinculadas al ámbito científico, naturalista, conservacionista y cultural, a la que se han ido sumando administraciones, conscientes de la singularidad e importancia de los valores naturales de Sierra Bermeja, defienden su protección como parque nacional.