Descripción del proyecto

The Tablelands en el Gros Morne National Park (Canadá). Pese a su aspecto estéril, motivado por la presencia de peridotitas, en 1987, la UNESCO calificó como Patrimonio de la Humanidad este espacio natural, tanto por su historia geológica ilustrando el concepto de tectónica de placas y arrojando luz sobre la evolución geológica, como por el escenario excepcional para la adaptación de la vida que representa, justo de la misma forma que como Sierra Bermeja también explica su génesis orogénica en el contexto de la tectónica de placas en el Estrecho de Gibraltar y alberga los ecosistemas sobre peridotitas más representativos del Estado español, razones que justifican sobradamente su declaración como Parque Nacional.